Salud Publica

La Medicina Preventiva Hospitalaria

Después de treinta y cinco años de enseñanza y práctica de la Medicina Preventiva, la Higiene Hospitalaria y la Salud Pública, con diferentes responsabilidades, sigo sintiendo una necesidad vital de continuar en este campo tan apasionante del cocimiento y de trabajo.

Como decía Paul Valèry “hay palabras que tienen más valor que significado”, y una de ellas es, para mí, la Higiene. Me defino como higienista, pero voy a intentar, si ustedes así me lo permiten, expresarles mi punto de vista sobre la Medicina Preventiva, advirtiéndoles de antemano que muchas de las ideas aquí contenidas las he aprendido del profesor José Javier Viñes, a quien admiro desde hace muchísimo tiempo.
Ser preciso en definir el concepto de un área tan amplia de extensión y aplicación como la medicina preventiva es un empeño complejo, amenazado por un doble riesgo: en primer lugar, por la necesidad de ceñirse a unos límites concretos para hacerla practicable, desde el punto de vista profesional, en el contexto económico, técnico y social en el que haya de realizarse; y por otro lado, porque si se establece un concepto de medicina preventiva muy amplio, puede amenazar con extenderse a todo el ámbito médico.
Al establecer el concepto de un área médica, ha de tenerse en cuenta que el concepto y su formulación han de servir para orientar, limitar y dirigir su ejercicio, esto es, su aplicación práctica, condicionada por una realidad técnica y social. Estas razones hacen que la definición deba ser “correcta, clara y concisa”, huyendo de conceptos abstractos o filosóficos, ya que la medicina en general y la preventiva en particular han de ser una realidad factible, una profesión, una especialidad y, por tanto, un oficio.
Varias son las definiciones que se han dado de la medicina preventiva, de las cuales, sin ningún pronunciamiento sobre ellas, recojo las más significativas.
Herwitz dijo que “la Medicina Preventiva es el conjunto de disciplinas destinadas a incorporar en la formación del médico, la doctrina y los métodos para promover el bienestar físico, metal y social de los individuos y de las comunidades”.
Winslow la definió como ”la ciencia y el arte de prevenir la enfermedad, alargar la vida, mejorar la salud física y mental, y conseguir el mayor grado de bienestar”.
Piedrola Gil la entendió como “la parte de la medicina que se ocupa de impedir en el individuo, la familia o grupos de población, la aparición, desarrollo y propagación de las enfermedades, manteniendo y promoviendo la salud, así como evitando y limitando las invalideces que aquellas puedan ocasionar”.
Duncan Clark expresa: “la medicina preventiva es la parte de la medicina que se ocupa, en particular, de conseguir el propósito de la promoción de la salud y la prevención de las enfermedades”.
Con ello, tenemos el enfoque concreto de las actividades que animan el ejercicio de la medicina preventiva: la prevención de las enfermedades y la promoción de la salud.
Compartimos de manera absoluta con Duncan Clark, profesor de Medicina Ambiental y Salud Pública de Nueva York, que la medicina preventiva es una parte de la medicina de límites precisos con las otras partes, que contribuyen a los objetivos de esta actividad profesional y social.
La salud es un bien positivo, producto de un sinfín de decisiones y programas, y, como no, también de medicina.
La medicina contribuye a obtener niveles de salud de manera sustancial pero no de manera única e incluso, a veces, paradójicamente, distorsiona parámetros de bienestar individuales y comunitarios. El descenso de la mortalidad infantil, por ejemplo, no es tanto el resultado de la actividad médica de pediatría y de la puericultura, como de disponer de suministro de agua potable, del nivel cultural de los padres y de la disponibilidad de proteínas. En todo caso, el alcanzar la salud constituye el objetivo de la medicina.
Si la salud es el objetivo de la medicina y, por ende, de la medicina preventiva como una de sus partes, no podemos dejar de comentar lo que vamos a entender como salud, evitando las definiciones que la interpretaban como una declaración de principio universal inalcanzable.
Por ello, es preferible ceñirse a estados más realistas, centrando la salud, como una expresión de la adaptabilidad del hombre al medio que lo rodea y a sus cambios. El comité de expertos de la OMS considera a la salud como “una condición o cualidad del organismo que expresa su adecuado funcionamiento bajo unas condiciones genéticas y ambientales dadas”. Por ello, cada ambiente biofísico y social condiciona un estado de salud propio.
La prevención de las enfermedades
Enfermedad, en contraposición a su estado antagónico, la salud, se puede definir como el fallo en la adaptación del individuo para responder a los estímulos y noxas capaces de alterar la estructura y función del organismo. Este enfoque es válido para la medicina preventiva y diferenciador del concepto que anima a la medicina curativa. En esta, la enfermedad se contempla por sus efectos, esto es los síntomas, las lesiones… y busca la aplicación a nivel celular, bioquímico o molecular, en la intimidad del organismo. El enfoque preventivo maximiza el origen multicausal o multifactorial, por la intervención de factores, tanto exógenos (físicos, químicos, biológicos o sociales) como endógenos.
La causalidad multifactorial y efecto o respuesta unidireccional permite diferenciar el doble enfoque de las dos ramas de la medicina: la preventiva, que pretende modificar la enfermedad actuando sobre la causalidad y sobre las condiciones y capacidad del organismo (promoción de la salud); y la curativa, que pretende actuar sobre los efectos de tales causas modificando síntomas, patogenia y lesiones celulares a través del tratamiento de las mismas.
Por tanto, podríamos considerar que la prevención, en sentido estricto, consiste en evitar la aparición de un estado patológico a través de medidas con base científica.
Promoción de la Salud
Con anterioridad, hemos manifestado que la promoción de la salud es una de las actividades a emprender por la medicina preventiva, aunque en cierta medida se presenta como diferenciada en su concepto, aunque inseparable en el ejercicio.
La promoción de la salud es un término que ha surgido, en los últimos años, segregado en cierto modo de la medicina preventiva y que se diferencia conceptualmente en que no sólo pretende la prevención de las enfermedades sino que se refiere a los esfuerzos realizados en cuanto a la protección de algunas enfermedades, y al mantenimiento y potenciación del estado de salud de los individuos, de las familias, de los diferentes grupos sociales y de las comunidades.
Estas medidas se extienden tanto a nivel personal como colectivo.
Debemos volver a insistir en que, de forma genérica, la promoción de la salud, en este sentido, no sólo se obtiene por medidas médicas, sino de orden económico, social e incluso político.
Por ello, la promoción de la salud ha sido llamada y entrelazada con el término medicina mejorativa o medicina positiva. No basta, por tanto, controlar el medio ambiente, no basta controlar las enfermedades, sino que los mejores niveles de salud requieren potenciar las condiciones del organismo psicosomático.
La promoción de la salud no debe entenderse como una parte de la medicina, sino como una forma de actuación integrada en las actividades de la medicina preventiva.
Principios para la Aplicación de las Medidas Médico-Preventivas
El principio fundamental de la aplicación de las medidas preventivas es el de actuar sobre las causas de la enfermedad, sobre la base de que en cada proceso patológico hay un conjunto de factores (físicos, químicos, biológicos, sociales, económicos y de comportamiento) que pueden actuar en interrelación.
Con ello no sólo se reduce el número de enfermos sino que la misma enfermedad puede ser vencida o eliminada.
En la aplicación de medidas preventivas pueden intervenir muchas disciplinas tales como la microbiología, la inmunológica, la química, la bioquímica, la toxicología, la ingeniería, las ciencias sociales de comportamiento, etc.
La medicina preventiva acoge el concepto y actitud de prevención en su conjunto y la orienta en beneficio del hombre y frente a la enfermedad.
Tipo de Medidas Preventivas
Aunque resulta complejo el sintetizar la variedad de medidas preventivas a aplicar, podemos resumirlas en dos grandes grupos: aquellas que se aplican a la mesologia humana y aquellas que son de aplicación directamente al hombre, por constituir los dos elementos que se entrecruzan en el binomio salud / enfermedad:
1. Medidas sobre la mesologia
La aplicación de medidas sobre los factores de enfermedad del medio ambiente han de ser actuaciones de la higiene entendida por tal, como el esfuerzo individual o colectivo que impide que los factores patógenos del medio lleguen hasta el organismo. Las cuatro vertientes del medio ambiente en las que nos permite centrar las medidas estarían contempladas dentro de la prevención primaria y son :
a) Aplicación de medidas al medio animado o biológico:
– Eliminación del agente patógeno
– Delimitación de fuentes y focos patógenos
– Prevención de contacto con el factor causal
– Interrupción de la cadena de causalidad
– Protección especifica de susceptibles
b) Aplicación al medio inanimado
Control de los factores físicos o químicos del medio ambiente (sanidad ambiental).
c) Aplicación de medidas al medio social
Intervención sobre los factores derivados tanto de la estructura como de la dinámica social que condicionan tanto la patología somática como la mental.
1. Medidas aplicadas al hombre
a.-Aplicación de medidas que permitan actuaciones sobre el genotipo.
b.-Actuaciones que permitan la intervención sobre las manifestaciones de aquel, es decir sobre el fenotipo.
c.- Medidas sobre los factores específicos que influyen a lo largo de la evolución cronológica del hombre.
Vicente Domínguez Hernández
Presidente de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene.*
* Jefe de Servicio de Medicina Preventiva y Salud Pública. Complejo Hospitalario Universitario Juan Canalejo (A Coruña).
Director Médico de Neochemical.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Most Popular

To Top